manual para políticos en campaña

Canción Manual para un dictador de Ana María Drack (letra y música de R. Taboada), de su álbum Está prohibido (1978).

A continuación la letra (gracias a la propia Ana María por corregirlas)…

Cada veinte palabras, como mucho
pronuncia en tus discursos la palabra “pueblo”
como si esa palabra fuera tuya
de nadie más que tuya, tuya para el resto

Cada cinco minutos, como mucho
derrama alguna lágrima por los obreros
y levanta en tus brazos a un chiquillo
y bésalo en la frente como un tipo bueno

Cada vez que sonrías, tu sonrisa será
la de un galán, pero cuidado, atento,
no abras mucho la boca por si acaso
no sea que te asomen los colmillos de perro

Y al poder, al poder, a inflarse de poder
y a olvidar las cosas que decías hasta ayer
al poder, al poder, a inflarse de mandar
y a matar, y a matar a todo el que no quiera obedecer

Cada vez que vomites tus discursos
prométele a los pobres que, de ser Gobierno
nunca más tendrán hambre, pero nunca
se lo juro por ésta, que me caiga muerto

Aunque luego te cases con el dólar
reniega de los yanquis, que eso siempre es bueno
y aunque luego navegues por el vodka
rechaza por ahora un alcohol tan recio

Y sonríe, sonríe dulcemente
sonríe como un ángel, como un ángel bueno
sin mostrar demasiado las encías
no sea que te vendan los colmillos de perro

Y al poder, al poder, a inflarse de poder
y a olvidar las cosas que decías hasta ayer
al poder, al poder, a inflarse de mandar
y a matar, y a matar a todo el que no quiera obedecer

Aunque luego ejercer la dictadura
te guste y te apetezca más que un caramelo
tú dirás que “lo tuyo” será breve
y luego, pues te quedas justo hasta tu entierro

Y organiza un follón de antología
con hambre, con torturas y estudiantes presos
y, al morir, pensarás cínicamente:
“Adiós inocentones, ahí os queda eso”

Y sonríe, sonríe dulcemente,
sonríe como un ángel, como un ángel bueno
pero no abras la boca demasiado
por eso que te dije de los dientes de perro

Y al poder, al poder, a inflarse de poder
y a olvidar las cosas que decías hasta ayer
al poder, al poder, a inflarse de mandar
y a matar, y a matar a todo el que no quiera obedecer

Anuncios

Participa con tus comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s