la realidad no es así

One nation under CCTV by Bansky

"Una nación bajo CCTV", graffiti de Banksy en Londres.

Regreso hoy mismo de Londres y mi conclusión de esta pasada semana visitando la ciudad es que la realidad no es así. O por lo menos no es tan alarmante como quieren hacernos creer, para mantenernos asustados.

Desde que comenzaron los disturbios el sábado me he estado moviendo por la ciudad sin problemas, igual que antes. Cierto es que mayoritariamente por el centro y zonas turísticas, pero mi hotel estaba bastante alejado del centro, en una zona donde no se han producido altercados. Anoche mismo estuve tomando pintas en un pub del centro de la ciudad hasta tarde.

Hay que entender que Londres es una ciudad muy extensa. No sigue el modelo de barrios residenciales con grandes edificios como en España, sino que la mayoría son de dos o tres plantas y se extienden por amplias áreas. Aunque Londres tiene alrededor de 7,5 millones de habitantes, su densidad es de 4.761 hab./km² (Madrid tiene una densidad de 5.403 y Barcelona de 15.970). Esto hace que las imágenes que vemos nos puedan parecer más graves a nuestros ojos, dentro de su propia importancia claro. Londres no se ha convertido toda ella en una batalla campal ni hay peligro para sus habitantes (excepto en las zonas calientes) como se parece dar a entender.

Todo se inició con protesta ciudadana tras la muerte el pasado jueves de una persona tras un tiroteo (que ahora parece que no fue tal). La protesta de rabia e ira prendió fácilmente en violencia callejera en el barrio de Tottenham, con la quema de un autobús y dos coches de policía frente a la comisaría del barrio. Aprovechando esa confusión, han aparecido vándalos que han saqueado tiendas, incendiado edificios en otras zonas de Londres, saltando la “idea” a otras ciudades cercanas. No reivindican nada, no protestan por nada. Sólo quieren robar, destruir y provocar caos y confusión.

Tottenham

Echa un vistazo a High Road, Tottenham, donde comenzaron los disturbios, en Google Maps.

Como efecto colateral, los medios asustan a la población y los gobernantes aprovecharán la coyuntura para implantar más medidas represoras (como cerrar el chat por Blackberry). Hay que recordar que Londres es una de las ciudades más vigiladas por video (como imaginó un día George Orwell en 1984). Veremos cuanto tardan en “traducir” ese miedo para relacionarlo con el 15M en España…

¡Atentos a sus pantallas de realidad manipulada!

Anuncios

Participa con tus comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s